martes, 14 de octubre de 2008

El Príncipe de las Mareas



Secretos inconfesables; de familia. Dolor común de hermanos rotos por una niñez con fractura. Un amor imposible (supongo que ahora lo entiendo más, o menos... no sé).
La tengo en el cajón de películas que me conmovieron, pero que no estoy muy seguro de querer volver a verla. Quizá hay cosas que no me apetece recordar.

8 comentarios:

Mencía dijo...

Ya habíamos hablado (creo) de esta peli ¿no? de lo mucho que me impactó, de la frase final de puente, de una de las escenas que más me emocionaron en el cine cuando el logra sacar el dolor en el despacho de ella ...
Una de mis películas sip.

Creo que el de ellos fue amor posible pero de duración limitada por las circunstancias.

Encontrarás el momento de volver a verla ... seguro. Y lejos de recordarte cosas que no quieres recordar, seguro que te recuerda los dulces motivos de tus decisiones.

Besos. A.

Tesa dijo...

Está estupendo el Nolte en ese registro, él que siempre había hecho de tío burro.
Hay pelis que es mejor no volver a ver, ni lugares que pisar. Es como guardar a buen recaudo las sensaciones de la primera vez, para no deteriorarlas ...o no repetirlas.
Un saludo

Sara dijo...

Ima
la peli me encanto, y mucho, ya ves tenemos un poco más en común.
yo si creo que vale la pena recordar lo que nos duele, sacar los demonios p'afuera.....por que en realidad hay dolores tan grandes y la herida es tan profunda que nunca terminan de cicatrizar, no crees??.

mis besitos más dulces, como cremita para tus heridas.

Cocó dijo...

Nos podemos romper, pero nada deberia evitar que expreasaramos nuestros deseos, nuestros miedos, nuestras inquietudes.
El influjo de al luna en nuestro pasear.

imaging68 dijo...

Jo Mencía. Me parece que me conoces demasiado. Sí, supongo que encontraré el momento para verla de una manera distinta; sin tener en cuenta mis decisiones. O pensando que eran las adecuadas.
Besazos.

imaging68 dijo...

Lo único Tesa, que puedan sacar de nosotros otras sensaciones... lo peor que no sean tan placenteras.
Un beso

imaging68 dijo...

Gracias por la cremita, Sara. Supongo que hay heridas que no cierran nunca, y decisiones que nunca sabes si han sido las adecuadas, pero que eres consecuente con ellas; quizá siguen siendo heridas.
Uffff.... muy sesudo, tendré que aligerar.
Besazos

PEPE DEL MONTGO dijo...

Pasa el tiempo y cuando ya queda poco por delante te planteas no perder mucho tiempo con el pasado y aprovechar cada momento del futuro que se convierte en presente. Hay muchas películas que si no has visto tendrías que ver. Saludos